Internet de las cosas: sus tendencias y desafíos

Internet de las cosas o IoT, por su abreviación en inglés, se ha vuelto un tema común en la sociedad actual. Desde que este nombre se originó en los ochentas, los dispositivos interconectados han cambiado nuestras vidas de formas inimaginables. Sin embargo, aunque su crecimiento ha sido significativo, integrar aparatos IoT a nuestra vida cotidiana por completo tiene sus retos. En este post voy a hablar de algunas tendencias que llevarán la integración IoT a otro nivel, pero también de algunos obstáculos por vencer.

Tendencias

Manos libres

Hoy en día, la forma más común de utilizar dispositivos con IoT y electrónicos es a través del tacto. Sin embargo, la habilidad de hacerlo con nuestra voz está revolucionando la forma en la que los consumidores y la tecnología se relacionan. La voz está teniendo un gran impacto en nuestra vida cotidiana, y seguirá volviéndose más significativa a medida que la tecnología avance. Recientemente vimos el lanzamiento de Alexa (de Amazon) y de los dispositivos de Google Home. Con dispositivos como Siri, Cortana y Assistant siendo usados fuera de Tablets y Smartphones, será cuestión de tiempo que los usuarios controlen sus aparatos IoT con su voz. Esto hasta se ha empezado a popularizar en los coches, ya que Nissan incorporó a Cortana en la interface de su tablero. ¡Usar nuestras manos podrá convertirse en algo del pasado!

Big Data y el aprendizaje automático

Básicamente, la Big Data y el IoT dependen uno del otro. Ambos son tendencias poderosas que están revolucionando la forma en la que los consumidores y los negocios operan. Sin embargo, el valor del IoT para las grandes empresas de tecnología no sólo radica en el Hardware, sino también en la enorme cantidad de datos que estos dispositivos producen. Los datos se están convirtiendo en la “nueva gasolina”, y los dispositivos IoT aumentan la cantidad de datos que las empresas tienen de sus clientes, haciendo de dichos dispositivos algo valiosísimo. Las empresas empezarán a usar Inteligencia Artificial (AI) para analizar enormes cantidades de datos, permitiéndoles ofrecer productos mucho más personalizados con dispositivos que eventualmente van a aprender y adaptarse a cómo los usamos. La integración con la IA les permitirá a empresas analizar datos y aprender, a través de dispositivos automatizados, la nueva forma en la que los clientes interactúan con sus dispositivos.

Retos

Seguridad y confianza

Con el aumento de los dispositivos que se han conectado y los que se conectarán en el futuro, uno de los temas que más necesita ser discutido para que el IoT sea un éxito es la seguridad y confiabilidad de los dispositivos. Un informe reciente de Gartner predijo que habrá 8.4 mil millones de “cosas” conectadas en el 2017 y cerca de 20 mil millones en el 2020. Estamos hablando de una cantidad enorme de dispositivos que, si llegaran a ser violados, podrían exponer datos críticos de muchos usuarios (peor aún si consideramos hospitales conectados y ciudades que se están construyendo). Si tomamos como ejemplo a los hospitales, un ataque a su red afectaría gravemente a sus pacientes. Entre más confiemos y dependamos de la tecnología, más segura ésta debería ser. ¿Y nuestras casas? Las plataformas de seguridad adecuadas como el Software Smart Home de McAfee asegurarán que tu hogar no sufra ataques cibernéticos.

Dispositivos Múltiples

Como ya lo mencionamos antes, el crecimiento exponencial del loT significa que cada vez más dispositivos estarán utilizando una misma red, lo cual a su vez le agregará muchísima tensión a nuestras redes. Una red sobrecargada puede hacer que la conexión se interrumpa, y eso es algo que la mayoría de las empresas y consumidores quisieran evitar. ¿Cuántas veces se ha caído tu conexión de Internet o tu WiFi algunos segundos? En las casas esto no es algo inusual y tampoco suele tener consecuencias tan negativas, pero ¡imagínate si eso pasara en una empresa! Sería catastrófico. Una integración perfecta es esencial para usar el IoT exitosamente.

Leave a Comment

18 + 8 =